Scroll to top
en es

Bruno Calvo & Daahoud Salim Dúo. «De tú a tú»


José Angel Santiago Lardón - 19 noviembre, 2020 - 0 comments

Bruno Calvo (trompeta) Daahoud Salim (piano). Clasijazz, viernes, 20 de noviembre de 2020. 16:00 H.

De tú a tú

Bruno y Daahoud son grandes músicos y son jóvenes y viejos conocidos, valga la aparente contradicción. Se conocieron mientras completaban su formación en el Conservatorio de Ámsterdam y pronto pusieron en marcha un gran proyecto bajo el nombre de Daahoud Salim Quintet completado por otras jóvenes promesas del jazz internacional: el trombonista murciano Pablo Martínez, el bajista holandés. Hendrik Müller y la baterista coreana Sun-Mi Hong.

Grabaron un excelente álbum —La llamada (Blue Asteroid, 2016)— y cosecharon grandes éxitos, críticas y premios, entre otros los concedidos por unanimidad a la mejor banda y al mejor solista (Daahaoud Salim) en el Festival de Jazz de Getxo 2016, así como el premio “Cifu” del público y en 2017 el Grand Prix Albert Michiels Prize al mejor grupo y el Sabam for Culture Prize otorgados por el prestigioso B-Jazz International Contest (Lovaina, Bélgica). Y tras su visita a Clasijazz en abril de 2016, convenimos concederles entre muchos de los aficionados y a título informal —por no haberlo de otra clase— la firme consideración de mejor concierto habido junto al de Gary Bartz Quartet.

Desde entonces han colaborado y trabajado en multitud de ocasiones y ahora, muy pronto, formarán parte de la Clasijazz Big Band Profesional: proyecto impresionante que albergará en Clasijazz y durante 6 meses a 17 de los más destacados músicos del panorama nacional e internacional.

A dúo, —o tête a tête, o dos ante el peligro— es un formato que crea un espacio ideal y abierto para la comunicación, permite la máxima complicidad entre músicos y da pie a sugestivas conversaciones en una suerte de “tú a tú” liberado de ligazones y dis tracciones de cualquier género. Un espacio para la intimidad, para la indagación creativa, para la improvisación, la confesión, la exploración de manifestaciones íntimas y emocionales de los más diversos estados de ánimo: alegría, pena, amor, pasión y, por supuesto, el puro divertimento, el deleite.

No se trata simplemente de dos músicos que se acompañan, que una voz ampare o cobije a la otra, sino más bien de dos músicos que se compenetran tocando en perfecta empatía. El piano puede ir cambiando de acordes con sutil y engañosa soltura, con un impecable tiempo y una sensibilidad exquisita en tanto que la trompeta teje un brioso tapiz que devora los cambios y con su fraseo aporta nuevos cambios y una invitación a la improvisación en un continuum en el que —como en toda conversación— se entrelazan ambas voces alternando la suavidad y lo velado con la mordacidad y el vigor destiladas con el filtro de cada personalidad.

Una conversación entre colegas ligados por una antigua amistad, un conocimiento recíproco y la pasión por la música.

Emparejamientos a dos los ha habido en el universo del jazz desde bien antiguo y los ha habido de todo tipo: guitarra y piano, guitarra y contrabajo, guitarra y violín y abundan y son excelentes los de piano y metal. Célebres fueron las conversaciones de piano y saxo.como las que mantuvieron Archie Shepp y Horace Parlan, George Coleman y Tete Montoliu, Wayne Shorter y Herbie Hancock, o como la que una noche del pasado año mantuvieron en Clasijazz el pianista Vince Benedetti y el saxofonista Antonio González.

Y, cómo no, también hubo arrebatados diálogos entre trompeta y piano desde la época del swing, pasando por el be bop, el free jazz hasta las vanguardías más actuales. El incontenible pianista Oscar Peterson midió su teclas con las trompetas de Dizzy Gillespie, Roy Eldridge, Clark Terry, Jon Faddis y Harry ‘Sweets’ Edison, y el pianista italiano Enrico Pieranunzi hizo otro tanto con su compatriota el trompetista Enrico Rava y emotivo es el dúo de Chet Baker con Paul Bley recogido en el álbum Diane. Y en un entorno más actual destacan los mantenidos entre el trompetista japones Natsuki Tamura y su compatriota la pianista Satoko Fujii. Y desde el ámbito latino sirva recordar el entablado entre el desaparecido Jerry González con el pianista Federico Lechner en el álbum A primera vista. La discografía de estos encuentros es abundante, sirva a modo de orientación unas cuantas referencias:

  • Tom Arthurs & Richard Fairhurst,
  • Uri Caine & Paolo Fresu,
  • Satoko Fujii & Natsuki Tamura, In Krakow in November.
  • Satoko Fujii & Natsuki Tamura, How Many?
  • Satoko Fujii & Natsuki Tamura, Clouds.
  • Satoko Fujii & Natsuki Tamura,
  • Matthew Goodheart & Wadada Leo Smith, Interludes Of Breath And Substance.
  • Enrico Rava & Ran Blake, Duo en noir.
  • Enrico Rava & Stefano Bollani, Rava plays Rava.
  • Enrico Rava & Stefano Bollani, The Third Man
  • Enrico Rava & Renato Sellani, Radio Days.
  • Russ Johnson & Mick Rossi, New Math.
  • Kenny Wheeler & John Taylor, Where Do We Go From Here?
  • Paul Bley & Kenny Wheeler, Touché.
  • Martial Solal & Dave Douglas, Rue de Seine.
  • Hugh Ragin & Marc Sabatella,
  • György Szabados & Miklós Mákó, A Szépség Szive.
  • Tomasz Stańko & Andrzej Kurylewicz,
  • Ruby Braff & Roger Kellaway, Inside & Out.
  • Jerry González & Federico Lechner, A primera vista.

Bruno Calvo (trompeta)

Bruno Calvo Anillo (Cádiz, 1991). Comenzó a tocar la trompeta a los 5 años de la mano de su padre, trompetista de profesión. Debido a la gran afición de éste por la música negra americana, Bruno estuvo en contacto con discos y músicos de jazz desde muy temprana edad. Desde los 8 a los 18 años estudió música clásica en el Real Conservatorio Manuel de Falla de Cádiz, a la par que asistió a diversos seminarios y cursos de jazz en los que impartió clases con Joe Magnarelli, Jerry Bergonzi o Dick Oatts entre otros y compartió escenario con los más destacados músicos locales.

A los 18 años decidió irse a estudiar el grado superior en la Escuela Superior de Música de Catalunya (ESMUC, Barcelona) donde estudió con Mireia Farrés, Matthew Simon, Toni Belenguer, Lluís Vidal, Albert Bover y Joan Monné. Finalizados sus estudios en Barcelona se trasladó a Amsterdam, ciudad en la que reside en la actualidad y en cuyo conservatorio termina en 2016 el Máster de trompeta jazz, recibiendo clases de Ruud Breuls, Simon Rigter, Yaniv Nachum, Jasper Blom y Joris Roelofs.

Al margen del ámbito académico ha recibido clases esporádicas de grandes trompetistas como Ambrose Akinmusire, Avishai Cohen, Joe Magnarelli, Terell Stafford, Bobby Shew y Willem van der Vliet.

Mantiene una activa carrera musical con proyectos personales como Bruno Calvo Quartet o Trempera!, además de colaborar como sideman en diversas formaciones estables como BvR Flamenco Big Band, Daahoud Salim Quintet, Tarquim, Lluc Casares Octet RED, así como con una de las más importantes y recientes producciones musicales de jazz en Holanda: New York Round Midnight. Además ha trabajado de forma puntual con formaciones como la Jazz Orchestra of the Concertgebouw, The Gramophone All-Stars o la Andalucía Big Band.

Ha participado en grabaciones de álbumes como Tarquim, Mar Endins (2016); Daahoud Salim Quintet, La Llamada (2016); Lluc Casares, Red (2015); Pablo Martínez Flamenco-Jazz Band, De Madrugada (2015); Life on Mars (2015); BvR Flamenco Big Band, Jaleo Holandés (2014) y Luz de Luna (2017); Dr. Ring Ding Ska-Vaganza, Piping Hot (2012).

Como líder o colíder ha publicado dos álbumes con la banda Trempera! —junto a los catalanes Lluc Casares (saxo tenor y clarinete bajo), Xavi Torres (piano) y Joan Terol (batería) y el contrabajista italiano Giuseppe Romagnoli—, Returns (Trempera Jazz, 2017) y Saturnalia (Berthold, 2018), en el que además participa Sam Herman con textos y recitado, y que fue posible con la dotación concedida tras ganar la competición Records Award convocado por la Keep An Eye Foundation —el premio consistía en la grabación y edición de un álbum. Buscaron un concepto unitario que unificara y dotará de sentido a cada una de las composiciones y lo hallaron precisamente en el nombre que del tema que da título al álbum y que busca inspiración en las festividades celebradas en la Roma clásica en honor al dios Saturno caracterizadas por un desaforado regocijo y la inversión de roles: los amos servían a los esclavos, y que tenían lugar en diciembre, claro antecedente de nuestras navidades.

Y como aquellas festividades o como el propio nombre de la banda, Trempera —en catalán, y castellano, sinónimo de excitación, entusiasmo o placer— la música es un derroche de alegría y vigor.

El origen de la banda se remonta a 2009 cuando Bruno, Lluc, Xavi y Joan se encontraron por vez primera en Barcelona, empezaron a tocar juntos y entre ellos brotó una gran empatía, tanto musical como vital. Luego se reencontraron en Ámsterdam, hasta donde viajaron para realizar un master en el Conservatorio de la ciudad y junto al contrabajista italiano Giuseppe Romagnoli completaron el quinteto. Desde entonces, además del citado premio, han ganado otros cuatro premios Keep An Eye International Jazz Award 2014, dos de ellos en la semifinal internacional que tuvo lugar en el Blue Note: “First Prize” y “Best Soloist”; y los otros dos en la final internacional en el Bimhuis: “Second Prize” y “Best Monk Arragement”. Estas experiencias y reconocimientos le abrieron puertas y horizontes de futuro y, con toda lógica, giras a lo largo de Holanda, Cataluña e Italia.

En 2018 puso en marcha en Ámsterdam un nuevo proyecto —Bruno Calvo Quartet— integrado por cuatro de los músicos jóvenes con más talento de la escena musical improvisada europea; procedentes de países como Italia (el bajista Giuseppe Romagnoli), España (Bruno Calvo y el batería gallego Iago Fernández) y Holanda (el saxo tenor Ben van Gelder). La formación ha actuado en importantes escenarios y festivales, entre otros, el prestigioso Bimhuis (Amsterdam) o el Festival InJazz en Lantaren Venster (Rotterdam).

Y en el mes de marzo de ese año la banda inició una extensa gira de presentación de su primer álbum, Outlines, grabado en febrero y editado por el prestigioso sello Fresh Sound New Talent. El álbum incluye 9 temas, composiciones originales de Bruno Calvo, salvo el célebre clásico de Dizzy Gillespie “Con Alma”. Y, por cierto, también se presentó en Clasijazz en un emotivo concierto celebrado el 10 de mayo de 2018.

Bruno Calvo es en la actualidad una de las principales voces emergentes de la música improvisada internacional. Sus raíces musicales se basan principalmente en la música afroamericana. Sin embargo, su sonido personal tiene claros tintes de otros estilos como la música clásica y el flamenco.

En los últimos años ha participado en numerosas y variadas formaciones y proyectos personales que lo han llevado recorrer prestigiosos y a estar en contacto con músicos de renombre. En septiembre de 2017 obtuvo el segundo puesto en la Carmine Caruso Jazz Trumpet Solo Competition (Moscow, Idaho, EEUU), la más importante competición de trompeta  de jazz y que por primera vez en su historia contó con la presencia de un músico europeo.

De su participación en concursos destacan el Keep An Eye International Jazz Award 2014, en el que ganó el 2º premio y también el primer premio al Best Monk Arrangement con el grupo Trempera!, que además fue finalista en la Dutch Jazz Competition 2014. Fue ganador del primer y segundo premio en el MeerJazz Festival’s International Big Band Competition con la BvR Flamenco Big Band (edición de 2014 y 2015 respectivamente), con la que también ganó el Keep and Eye Jazz Awards “The Records” 2015. Recientemente ganó el primer premio en el Concurso de grupos del Festival de Jazz de Getxo 2016 con Daahoud Salim Quintet y con la banda Trempera! Keep an Eye Jazz Awards “The Records” 2016.

Daahoud Salim (piano)

Daahoud Salim (Sevilla, 1990) Nació en un hogar con fuerte actividad musical. A los cuatro años recibió sus primeras clases de piano de la mano de su padre, el saxofonista y compositor estadounidense Abdu Salim.

En 2003 comenzó sus estudios profesionales en Sevilla con Juan Olaya, que finalizó en 2009 con las máximas calificaciones

En 2006 recibió la beca Casa Catalunya, y ese mismo año fue seleccionado por la Orquesta Joven de Andalucía, con la que realizó conciertos en diversos escenarios nacionales —Teatro Cánovas (Málaga) o Teatro de la Maestranza (Sevilla)—, bajo la batuta de Michael Thomas y Arturo Tamayo, participando además en festivales como la Bienal de Flamenco de Sevilla, colaborando con Miguel Poveda o el Festival Primtemps des Alicées (Essaouira, Marruecos), con el barítono Andreas Schmidt. También ha colaborado en conciertos con el Joven Coro de Andalucía con directores como Lluís Vilamajó, Román Barceló o Carlos Aransay.

En 2010 ingresó en la Universidad de Évora (Portugal) donde cursó un año de Piano jazz. En 2011 estudió durante un semestre en The Royal Academy of Music (Aarhus, Dinamarca) con la profesora Anne Øland. En 2013 finalizó sus estudios superiores de Piano en el Conservatorio Superior de Música de Badajoz, bajo la tutela de Ángel Sanzo, obteniendo Matrícula de Honor y Premio Fin de Carrera. Recibió la beca Jacques Vonk Fund para realizar un master de interpretación. Continuó sus estudios de música clásica y jazz en el Conservatorio de Ámsterdam con David Kuyken, graduándose con las máximas calificaciones en ambos itinerarios.

Ha recibido clases y consejos de Vladimir Tropp, Michel Béroff, Ana Guijarro, Pavel Nersessian, Horacio Gutiérrez, Albert Attenelle, Claudio Martínez-Menher, Sergio Perticarolli, Javier Perianes, Aquiles delle Vigne, Peter Bithel, Irina Osipova, Pilar Valero y Ramzi Yassa.

Ha ganado premios nacionales e internacionales como el I Premio en el Concurso Internacional de Piano Ciutat de Carlet 2010, en su categoría, y el Grachten Festival Concours Prijs.

Ha dado conciertos en España, Portugal, Francia, Dinamarca, Taiwán, Marruecos y Holanda, en salas como Concertgebouw y Muziekgebouw (Ámsterdam), Auditorio Nacional (Madrid), Palau de la Música (Barcelona), Jamboree o Clasijazz, realizando grabaciones para la radio nacional holandesa y participando en importantes festivales como el Grachten Festival. Ha sido solista invitado con la Orquesta Ciudad de Almería con el director Michael Thomas, con la Orquesta de Extremadura junto a Álvaro Albiach, así como realizado una gira con orquesta por los Países Bajos en auditorios de prestigio como Utrech Tivoli Vrendenburg, Muziekgebouk bajo la batuta de Andrew Grams.

En 2016 publicó el álbum Forbidden Music para el prestigioso sello discográfico Challenge Classics, con obras del compositor Erwin Schulhoff junto a la Orquesta Sinfónica del Conservatorio de Ámsterdam dirigida por Andrew Grams. Compositor vetado, perseguido y asesinado en un campo de exterminio y su música incluída en el oneroso catálago de entartete musik por el régimen nazi, al igual que lo fue la de otros grandes creadores como Paul Hindemith, Kurt Weill, Mahler, Arnold Schoenberg, Alban Berg y, por supuesto, el jazz, por ser contraria a los ideales y moral proconizados por el nacionalsocialismo.

Alterna su actividad de concertista en el ámbito clásico con una intensa actividad jazzística, tocando en clubes y festivales con diversas formaciones, entre otras, Ab-dúo Salim —con su padre Abdu—, Ubuntu, Daahoud Salim Trío —con su padre y el guitarrista Mariano Valdayo— o su actual quinteto —Daahoud Salim Quintet—, combo internacional de jóvenes estudiantes creado en el Conservatorio de Ámsterdam y del que demás forman parte el trompetista Bruno Calvo (Cádiz), el trombonista Pablo Martínez (Murcia), el contrabajista alemán Hendrik Müller y la baterista surcoreana Sun-Mi Hong y con el que ha actuado a lo largo y ancho de la geografía nacional e internacional y participado en importantes festivales de jazz, entre otros, Barcelona, Madrid, Getxo, Roma o Ámsterdam.

El quinteto ganó por unanimidad el premio a la mejor banda y el premio al mejor solista (Daahaoud Salim) en el Festival de Jazz de Getxo 2016, así como el premio “Cifu” del público y en 2017 recibió Grand Prix Albert Michiels Prize al mejor grupo y el Sabam for Culture Prize concedidos por el prestigioso B-Jazz International Contest (Lovaina, Bélgica). Y tras su visita a Clasijazz en abril de 2016, convenimos a título informal concederles entre muchos de los aficionados y a título informal —por no haberlo de otra clase— la emocionada consideración de mejor concierto habido junto al de Gary Bartz Quartet.

La formación ha publicado dos álbumes, La llamada (Blue Asteroid, 2016) que incluye composiciones propias y una de su padre Abdu y Getxo 2016, directo grabado en el Festival y publicado por el sello Errabal Jazz, y ha grabado además La búsqueda, distribuido en los conciertos.

Como compositor, ha recibido encargos de festivales y orquestas de renombre, como el Grachten Festival (Ámsterdam), la Orquesta de Extremadura, la Fundación SGAE y la Asociación Española de Orquestas Sinfónicas.

Combina su labor de intérprete y compositor con la actividad pedagógica como profesor y asesor académico en el Kathmandu Jazz Conservatory, en Nepal.

En 2012 fundó la Asociación AyudArte, dedicada a la organización de eventos artísticos con fines benéficos: promoción de la cultura y de jóvenes artistas mediante exposiciones, conciertos, talleres o encuentros, con cuyos beneficios financia proyectos de ayuda humanitaria, como la construcción de un pozo en Bousa (Chad) con la colaboración de ONGD David Russell.

© José Santiago Lardón ‘Santi’ (Noviembre, 2020)

Related posts

Post a Comment