Scroll to top

Ben Monder: mágico viaje sonoro


José Angel Santiago Lardón - 13 noviembre, 2019 - 0 comments

Ben Monder. Clasijazz, domingo, 27 de octubre de 2019. 20:00 H.

El guitarrista internacional Ben Monder sumió la tarde del domingo 27 de octubre a una entregada audiencia en un feraz viaje por universos sonoros inimaginables

«Escuchar música en compañía es alcanzar una condición privada, casi autista, y al mismo tiempo extrañamente unida a otro». George Steiner, Necesidad de música

Plácida noche de domingo, apenas medio centenar de personas como público, guitarristas, algunos guitarristas de la casa —Arturo Palenzuela, Rafael Arcos, Libo Magneto… —, viejos jóvenes jazzeros, recalcitrantes asiduos de toda la vida… Expectación, silencio…

Con esa poderosa pero desvalida soledad del portero ante el penalty, pero sin el temor preconizado por el reciente Nobel de Literatura Peter Handke en El miedo del portero al penalty apareció en la entrañable penumbra del escenario de Clasijazz, tras oír atento sentado junto a las tablas la apresurada presentación —uno de los grandes, tal vez el más grande, guitarrista de culto, guitarrista de guitarristas…—, palabras que se dicen cuando lo que apetece y lo que importa es oír música —¿cómo contar o vaticinar con palabras lo que al cabo de unos instantes tendrá lugar.

Intérprete y público prestos para la experiencia única e irrepetible de la comunicación, sumidos con reconcentrada entrega para un tiempo y espacio que —y de nuevo Handke, y el remedo de otro de sus títulos, y la literatura, esa otra pasión hermana y solitaria— cabía adjetivar como el momento de la sensación verdadera.

Circunspecto, más que serio, absorto, abrazado a su Ibanez AS-50, fiel compañera de toda la vida, con gestos pausados esbozó un breve saludo y con los ágiles dedos de sus manos como guía inició un viaje anímico a través de su conciencia lírica y musical muy personal y única y por tanto universal a través del que nos ilustró de las músicas, sonoridades, y poesía que laten en sus sueños y en sus fantasmas más íntimos, el vértigo de la pasión, la incertidumbre del caos, la noche, la mística, el azar, incluso el negro horizonte del fin o de la muerte.

Schönberg, Bartok, Stravinsky, el John Coltrane de A Love Supreme, el rock de Fleetwood Mac, el heavy metal de Lep Zeppelin y Bob Dylan y George Harrison y Quincy Jones, Burt Bacharack, John Barry, Henri Mancini, Johnny Mandel, incluso el estremecimiento como de final de los tiempos de Olivier Messiaen pero también El maestro y Margarita de Mijaíl Bulgákov, 2001: A Space Odyssey, la íntimidad de un club como el Village Vanguard, un paseo por un bosque otoñal, la embravecida furia el mar, la soledad creativa de su sala de estudio, la meditación, el respeto por la tradición y el arriesgado afán de la aventura del día siguiente… forman parte del vasto cúmulo de influencias y elementos que nutren una creatividad que irradía en escena con esa suerte de impresionante técnica apenas perceptible afín a los grandes maestros.

Con semejante bagaje en el alma y la sola compañía de su Ibanez auxilada con sutil tacto por el eco reverberante de un sinfín de coros y tonalidades nos ofreció un viaje musical a través de atmósferas de coloraciones a veces delicuescentes, otras acuáticas o hirientes como un alarido desesperado, trazando una geografía de quiméricos y hermosos paisajes sonoros en una suerte de flujo continuo y mudable como la sonoridad del mar sin más arraigo que la propia aventura del instante, que la magia de la pura improvisación

Defendía André Breton en El arte mágico —imprescindible reciente edición en castellano a cargo de la editorial Atalanta de un texto inencontrable desde hace tres décadas— que «el arte no hace más que dar, o devolver, el impulso moral o poético a lo que fue el afán de la magia».

Y magia de esta suerte, hechizo fascinante de alto voltaje, centelleó en el impagable concierto rayano en las dos horas que Ben Monder nos brindó el último domingo de octubre.

© José Santiago Lardón ‘Santi’ (Ascara, Huesca, 13 de noviembre de 2019)

Related posts

Post a Comment