Scroll to top

Clasijazz Quintet. Enseñar deleitando


José Angel Santiago Lardón - 28 septiembre, 2019 - 0 comments

Clasijazz Quintet. Enseñar deleitando

Clasijazz Quintet: José Carlos Hernández (trompeta y fiscorno) Antonio González (saxo alto y tenor) Pablo Mazuecos (piano) Bori Albero (contrabajo) Miguel Canale (batería). José Santiago Lardón ‘Santi’ (presentación y comentarios).

La venturosa singladura de Clasijazz Quintet

Siempre es loable y motivo de orgullo para un club o una asociación el nacimiento y amparo de una banda y en Clasijazz —FIMA, Fundación Indaliana para la Música y las Artes— eso es norma de la casa. La Fundación mantiene en la actualidad varias agrupaciones jazzísticas, por ejemplo, tres big bands —la mayor, la de los jóvenes o Swing & Funk y la de los niños o Little Clasijazz Big Band—, amén de un coro gospel y una orquesta sinfónica. A lo largo de su historia han sido numerosos los combos nacidos en su seno en formatos de trío, sexteto e incluso septeto.

Clasijazz Quintet lo integran personas conocidas y queridas de esta casa, José Carlos Hernández, Antonio González, Pablo Mazuecos, Bori Albero y Miguel Canale, almerienses de nacimiento o adopción, socios de Clasijazz, músicos experimentados y activos pedagogos de la enseñanza musical, a quienes en ocasiones se les unió el saxofonista y compositor inglés y almeriense de querencia Mike Fletcher.

Clasijazz Quintet surgió en 2017 como encarnación de un sueño grande y ambicioso en el que latía la hondura de un hermoso mensaje, difundir el jazz, y divertirse con sus arrebatas síncopas, a través la música de auténticas leyendas, en comunión con el público, esa precisa condición sine qua non de la comunicación.

En el ideario musical de Clasijazz Quintet anida el espíritu creativo de legendarios representantes del llamado hard bop, movimiento iniciado a mediados de la década de 1950 y desde entonces corriente principal o mainstream del jazz bajo variados apelativos —post bop, funk jazz, soul jazz, neo bop…— en hermanada convivencia y recíproca interrelación con otras derivas estilísticas a las que no son ajenas el jazz modal, la fusion o incluso el free jazz y el jazz de vanguardia.

Una sutil y profunda manera de enseñanza y aprendizaje, acaso no al modo didáctico aconsejado por la normativa aconsejada por la pedagogía —de la A a la Z o desde los orígenes a la actualidad— pero desde luego más directa, cercana y divertida tal como ciertos maestros aconsejan debiera ser la iniciación lectora, comenzar por aquello cercano al entorno del niño o joven.

Prodesse et delectare o enseñar deleitando, máxima de la pedagogía de los honorables  clásicos observada por Horación en el siglo I a.C. en su Ars poetica a propósito del carácter bivalente que debía poseer cualquier obra de creacción y desde entonces común hasta el punto que los niños u otros discentes de mayor edad, de cualquier edad, aprendían mejor y más rápido si lo hacían de un modo divertido, sin el estrés derivado del tedio, la premura o el castigo, sin que la sangre lleguase al río como ha sido norma canónica entre otros supuestos expertos en métodos educativos.

A lo largo de las sesiones en directo, de los ensayos previos —esfuerzo, curiosidad, ilusión y pasión a raudales— y, por supuesto, de la gran formación de sus miembros, Clasijazz Quintet ha experimentado una evolución vertiginosa pasando al punto a convertirse en un auténtico vehículo de la comunicación musical, o quintudiálogo entre pares al modo que sucede en ciertas novelas —conversación, entorno, ambiente, ritmo— o como señala Horace Silver en The Art of Small Jazz Combo Playing (Hal Leonard, 1995), pianista y grandioso compositor cuya música estuvo presente en una de las sesiones. El texto, con prólogo de Chick Corea, incluye reflexiones sobre su filosofía del jazz, de la composición, de la interacción de pequeños combos, en especial quinteto, así como 7 arreglos de sus más célebres composiciones: Song For My Father, Filthy Mc Nasty, Nica’s Dream, Blowin’ The Blues Away, Peace, The Tokyo Blues y Sister Sadie.

Ciclos

Desde el inicio de su andadura, desde la inolvidable sesión dedicada al saxo tenor Dexter Gordon (23 de septiembre de 2017) se ha realizado dos ciclos, correspondientes a las temporadas 2017-2018 y 2018-2019.

I Ciclo (2017-2018)

El primer ciclo comenzó con el prometedor y sugestivo título de Un artista o un disco y tuvo lugar entre enero y junio de 2018. Entonces tuvimos ocasión de conocer y sentir la música de héroes de la mitología jazzística a través de sesiones como las dedicadas al saxo Dexter Gordon, al trompetista Kenny Dorham, al pianista Freddie Redd, al saxo tenor Hank Mobley, al quinteto de Clifford Brown y Max Roach, una cabal representación de la llamada tercera generación post bop —en la que militaron leyendas como Roy Hargrove, Kenny Drew, Billy Drummond, Grant Stewart, Jim Rotondi, Clark Terry o Book Brookmeyer— y otra final a modo de recapitulación de las anteriores con versiones o reinterpretaciones de originales de Cannoball Adderley, Jim Rotondi, Jackie McLean, entre otros, mudando en las dos últimas sesiones el quinteto a sexteto con la adición del saxo alto Mike Fletcher.

II Ciclo (2018-2019)

Para el segundo ciclo, titulado Monográficos, se introdujeron dos novedades, las sesiones aumentaron a ocho —desde octubre de 2018 a mayo de 2019— y la otra, de mayor alcance, que se realizaron dos set o pases de cada una de ellas, el primero, de tarde, a partir de las 19 horas, enfocada a un entorno de música en familia y el segundo, nocturno y más extenso, a partir de las 21 horas y en ambos casos, como es habitual con presentación y comentarios a cargo de José Santiago Lardón ‘Santi’. En esta ocasión los monográficos estuvieron dedicados de nuevo a destacadas leyendas de la historia del jazz, entre ellas a un conocido entre la afición clasijazzera, el gran Benny Golson a quien tuvimos ocasión de tener en la sala. Completaron el ciclo sesiones con composiciones, la mayoría hoy clásicos o standards del jazz de seguro conocidos por la afición, de figuras en muchos casos relacionadas o que han colaborado entre sí, caso de Horace Silver y Benny Golson, ambos con los Jazz Messengers o Golson con Art Farmer —formaron un combo, el Jazztet, que durante un tiempo rivalizó con los célebres Jazz Messengers—, el destacado caso del saxofonista, compositor y director Oliver Nelson o el del pianista y también director y compositor Elmo Hope o el no menos significativo caso del legendario contrabajista Ron Carter quien también y a lo largo de su dilatada carrera ha tocado y colaborado con todos ellos. Y como sesión final la música del álbum King of Blue de Miles Davis, todo un hito de la discografía jazzística, acaso el disco más importante de la historia del jazz e inauguración del llamado jazz modal.

III Ciclo (2019-2010)

En apenas unos días, el 25 de octubre, dará comienzo III Ciclo, de nuevo cita de periodicidad mensual, con pases de 19 y 21 horas y las habituales presentaciones y comentarios de José A. Santiago Lardón.

Ocho sesiones dedicadas a otras tantas leyendas del jazz: el pianista e influyente y genial compositor Tadd Dameron (25 de octubre), el recientemente desaparecido trompetista Roy Hargrove (22 de noviembre) que tuvimos ocasión de escuchar en dos ediciones del Festival Internacional de Jazz de Almería, el mítico trompetista Lee Morgan (20 de diciembre), la leyenda viva del contrabajo Ron Carter a quien también pudimos escuchar en una de las ediciones de nuestro Festival Internacional y que aún se mantiene activo (17 de enero), al acaso menos conocido pero esencial saxo tenor Harold Land (21 de febrero), al diablo de la batería, en palabras del organista Lou Bennett, Philly Joe Jones (20 de marzo), al trombonista Curtis Fuller que acaso algún día veamos en una futura edición de nuestro querido Festival Internacional de Jazz (17 de abril).

Y para cerrar la temporada, un rendido tributo a ese gigante en lo corporeo, humano y musical conocido por saxophone colossus, nonagenario en activo hasta hace unos años, espíritu inquieto y exigente e ídolo espiritual de la incomprendida pero pertinaz Lisa Simpson llamado —sí, lo adivinaron— Sonny Rollins (15 de mayo)

El jazz en Almería. Las tardes del IEA. Repertorio

Este concierto a cargo del Clasijazz Quintet, organizado por el Instituto de Estudios Almerienses (Diputación Provincial de Almería), es especial por diferentes razones, porque siempre es motivo de júbilo la música en directo, ese necesario encuentro entre músicos y público, pero sobre todo porque no encuentro mejor colofón o epílogo al previo e imprescindible coloquio en torno al jazz en Almería, una sentida, emotiva y viva historia iniciada hace ya cuatro décadas y con un prometedor horizonte de futuro.

Para la ocasión nos ofrecerán una antología o selección de temas investigados e interpretados a lo largo de las temporadas anteriores, elegidos por empatía empatía de los intérpretes y que gozaron del enfebrecido favor del público en su día.

Música amasada con sobrecogedoras baladas, vertiginosos tempos a compás de hard bop, rotundos ritmos funky o la esencial raíz del blues… reflejo de personalidades creativas como Miles Davis, Art Blakey, Dexter Gordon, Hank Mobley, Kenny Dorham o Sonny Rollins, entre otros… para una tarde que mudará en mágica noche en el corazón histórico de la ciudad.

  • “One by One”, Art Blakey & The Jazz Messengers, Ugestu (Riverside, 1963)
  • “Stars Over Marrakesch”, Elmo Hope, Trio & Quintet (Blue Note, 1954, 1957).
  • “Hanky Panky”, Dexter Gordon, Clubhouse (Blue Note, 1965).
  • “Biru Kirusay”, Cory Weeds Quintet, Everything’s Coming Up Weeds (Cellar Live, 2009).
  • “Blue China”, Clark Terry & Bob Brookmeyer Quintet, Tonight (Mainstream, 1965).
  • “Miller Time”, Jim Rotondi, Destination Up! (Sharp Nine, 2001)
  • “Summer Serenade”, Art Farmer Quintet, Blame It On My Youth (Contemporary, 1988).
  • “Señor Blues”, Horace Silver, Señor Blues: 1955-1959 (Giants of Jazz, 1989)
  • “Lotus Blossom”, Kenny Dorham, Quiet Dorham (New Jazz, 1959).
  • “The Cape Verdean Blues”, Horace Silver, The Cape Verdean Blues (Blue Note, 1965).
  • “My Groove Your Move”, Hank Mobley, Roll Call (Blue Note, 1960).
  • “So What”, Miles Davis, Kind of Blue (Columbia, 1959).
  • “Blue in Green”, Miles Davis, Kind of Blue (Columbia).
  • “Whisper Not”, Art Farmer & Benny Golson Jazztet, Here and Now (Mercury, 1962).
  • “Come Rain Or Come Shine”, Art Blakey & The Jazz Messengers, Moanin’ (Blue Note, 1959).
  • “Silver’s Serenade”, Horace Silver, Silver Serenade (Blue Note, 1963).

Los músicos

José Carlos Hernández (trompeta)

José Carlos Hernández Jiménez (Gádor, Almería, 1992). Trompetista, fliscornista y pedagodo. Inició sus estudios musicales a los 6 años en la Asociación Musical de Gádor. Con 7 años, comenzó los estudios de trompeta en el Real Conservatorio Profesional de Música de Almería con los profesores Juan Ruíz y Rodrigo Patiño, graduándose en 2010.

Graduado en la Universidad de Almería como Maestro de Educación Primaria (2014), compagina los estudios y el trabajo con su labor ligada a la enseñanza musical en la Asociación Musical de Gádor y en Clasijazz.

Estudió durante dos años en el Centro de Artes y Música Moderna de Málaga (CAMM) con los profesores Julián Sánchez, Enrique Oliver, Ernesto Aurignac y Víctor Colomer y cursó el Máster de Musicoterapia en la Universidad de Almería. Además ha completado su formación musical con cursos impartidos por Barry Harris, Voro García, David Defries, Antonio Ximénez, David Pérez, José Cháfer, Manuel López, Benjamín Moreno, Clément Saunier, Emmanuel Colombert, Jorge Giner, Jordi Albert, Carlos Benetó, Agustín Clemente y Juanjo Serna, entre otros.

Desde que se inició en el mundo del jazz y la música moderna de la mano del pianista Pablo Mazuecos en el Conservatorio de Almería, ha tocado con la Joven Big Band del Conservatorio de Almería, la Big Band de la Universidad de Montpellier (Francia), la Big Band de la Universidad de Almería y ha colaborado con las big bands de las Asociaciones de Jazz de Málaga y Sevilla.

Es miembro de la Clasijazz Big Band Swing & Funk —cuyo origen era la Joven Big Band del Conservatorio completada con músicos de otras procedencias— dirigida en la actualidad por el saxofonista y compositor Mike Fletcher y con la que ha tenido la oportunidad de tocar junto a destacados músicos de la escena jazzística nacional e internacional, entre otros, Benny Golson, Ignasi Terraza, David Pastor, Enrique Oliver, Martin Andersen, Stephen Riley, Sinne Egg, Susana Sheiman, Mads Mathias, Duccio Bertini, Martin Leiton, Bob Sands o The Sofisticated Ladies y de realizar un amplio abanico de repertorios, entre otros, la Suite Cascanuecos arreglada por Duke Ellington, The Atomic Mr Basie, repertorio de Martin Leiton, repertorio de Duccio Bertini o la música de Mike Fletcher.

Colabora asiduamente con la Clasijazz Big Band dirigida por Ramón Cardo con la que ha participado en destacados repertorios, entre otros, Concierto Sacro de Duke Ellington —dirigido por Perico Sambeat—, el homenaje a Bebo Valdés bajo la batuta de Francisco Blanco ‘Latino’, un concierto junto al pianista Barry Harris dirigido por Vince Benedetti o el monumental Epitaph de Mingus crecida para la ocasión en colosal orquesta de 32 miembros. Con dicha big band participó en el Festival de Jazz de Copenhague (2016), Festival de Jazz de Roquetas de Mar (2016), Festival de Jazz de Málaga (2016) y Festival de Jazz de Valencia (2018).

Es miembro fundador del Jazz’ta Quintet presentado en Clasijazz en marzo de 2016 con un repertorio hard bop —Horace Silver, Lee Morgan—, banda de la que además formaban parte José Diego Sarabia (trombón) Pablo Sánchez (guitarra), Fafi Molina (contrabajo) y Álvaro Sánchez (batería) y contó con la participación como músicos invitados del saxofonisa Mike Fletcher y el pianista Pablo Mazuecos.

Además forma parte del Clasijazz Quintet —junto al saxofonista Antonio González, el contrabajista Bori Albero, el pianista Pablo Mazuecos y el batería Miguel Canale— que en la temporada 2017 puso en marcha el ilusionante y educativo ciclo Un artista, un disco.

Es el creador y director de banda infantil y juvenil de jazz BigBandarax nacida en 2015 e integrada por alumnos de la Escuela Municipal de Música de Gádor y de la Escuela de Música Martínez Muñoz de Alhama de Almería, dirigida por Aurelio Muñoz y con la que han colaborado numerosos músicos del panorama jazzístico internacional, como Pierre Dørge y The New Jungle Orchestra. Entre las numerosas actuaciones de la banda cabe destacar su concierto presentación en Clasijazz (2015), así como su participación en el III Encuentro de Big Bands de Andalucía, en el II Festival Internacional de Jazz de Roquetas de Mar, en el XV Aniversario de Clasijazz celebrado en el Auditorio Maestro Padilla y en los cursos de verano Alhama Suena (Alhama de Almería) y El jazz y la música moderna (Cuevas del Almanzora). Además, ha realizado varios conciertos en diferentes pueblos de la provincia de Almería en el marco del IV Circuito provincial de swing & jazz We love jazz 2017 y en el verano de 2018 fue invitada al Festival de Jazz de Copenhague.

La BigBandarax ha consegido el Primer Premio en el X Concurso Nacional “Música Viva” de Roquetas de Mar (2016) y ha sido galardonado con el premio “Andarax de Comunicación” (concedido por el grupo La Voz de Almería y La Cadena Ser) y el premio “Origen de Civilizaciones” (otorgado por la Mancomunidad del Bajo Andarax), reconociendo el gran trabajo que estos jóvenes están haciendo en pro de la música y su contribución al engrandecimiento de la cultura.

Ejerce la docencia musical en la Escuela Municipal de Música de Gádor así como talleres de combo y trompete en la sede de Clasijazz.

Persona cabal y apasionada se muestra humilde pese a su extraordinario bagaje, consciente de que aún le queda un largo camino de aprendizaje, aprendiendo de los maestros y de la experiencia en su doble labor de pedagogo y músico. Como referentes de inspiración suele citar, entre otros, al trompetista Lee Morgan. Considera que de todo se puede aprender y que el jazz, la música moderna, es una fuente de energía e información inmensa que conecta músicas del mundo, que te transportan a otra dimensión.

Antonio González (saxo alto y tenor)

Antonio González (Granada, 1982) Considerado como uno de los saxofonistas andaluces más destacados. De formación clásica inicial y autodidacta en su evolución hacia la música creativa, participa en algunos de los proyectos más interesantes en el ámbito del jazz. Pese a su juventud, cuenta con una larga trayectoria musical, ha tocado con algunos de los mejores músicos de jazz a nivel nacional e internacional en destacados festivales y ha participado en numerosas grabaciones.

Comenzó sus estudios musicales a la edad de 8 años. Pronto cursó estudios de saxofón clásico en el Conservatorio Superior de Música de Granada, donde obtuvo el título de Profesor Superior de Saxofón. Formación que complementa con los estudios de Historia y Ciencias de la Música en la Universidad de Granada. De forma simultánea a sus estudios clásicos se interesó por el jazz y otras músicas creativas, lo que le llevó a complementar su formación asistiendo a seminarios de música moderna y a participar en proyectos de diversa índole.

Su forma de tocar y modo de expresarse por medio de la música ha sido moldeado y fraguado con el paso de los años tocando, aprendiendo y disfrutando con músicos como Perico Sambeat, Barry Harris, Eric Alexander, Benny Golson, Kurt Elling, Albert Bover, Enrique Oliver, Toni Belenguer, Fabio Miano o Bob Sands entre muchos otros.

En la actualidad es miembro de numerosos y variados proyectos y formaciones, entre otros, Clasijazz Big Band —integrada por muchos de los mejores músicos del jazz nacional y dirigida por Ramón Cardo—; Hardbop World, liderado por el pianista y compositor estadounidense residente en Granada Vince Benedetti y con el que grabó el álbum Granada Calling en 2009; AG Dúo, junto con el guitarrista Antonio Gómez; el quinteto The Pocket junto al trompetista Voro García y una sección rítmica de lujo integrada por Juan Galiardo, Marko Lohikari y Xavi Hinojosa; Ximénez & González Quintet —con el trompetista Antonio Ximénez, hoy en stand by—, el fabuloso octeto Supersax —Enrique Oliver, Ramón Cardo, Tete Leal, Sergio Albacete, Pablo Mazuecos, Bori Albero y José Luis Gómez ‘Polaco’— ; el cuarteto dirigido por la pianista Atsuko Shimada —Rafa Sibajas y José Luis Gómez ‘Polaco’— o las más recientes bandas González & Fletcher Quintet —junto al también saxo alto, flautista y compositor Mike Fletcher, Pablo Mazuecos, Bori Albero y Miguel Canale— y Clasijazz Quintet, clásica formación junto al trompetista José Carlos Hernández, Pablo Mazuecos al piano, el contrabajista Bori Albero y Miguel Canale a la batería, con el que desarrollan el nutritivo y enervante —y aún en curso— ciclo Un artista o un disco: recorrido por la música de leyendas de la historia del jazz como Dexter Gordon, Freddie Red, Hank Mobley, Kenny Dorham, Clifford Brown, Max Roach o Cannoball Aderley, presentado con new look de escenario, a la manera de los viejos y entrañables clubes de jazz, y comentarios e introducción de José Santiago Lardón ‘Santi’.

Pablo Mazuecos (piano)

Pablo Mazuecos (Almería, 1979) Poseído por la música aún antes de echar los dientes —dicen que nacieron teclas en su lugar—, se define como pasional amante de la música. Licenciado en Económicas, su pasión le llevó a graduarse en el Real Conservatorio de Música de Almería en la especialidad de piano. Recibió consejos de los pianistas Pierre Marie Van Caengemen o Javier Herreros, y siguió cursos con Tamas Vesmas o Juan José Pérez Torrecillas. Influencia clave en su formación y amor por la música fue su primer profesor, ya fallecido, Luis Gázquez Abad. Siguió cursos de jazz (VI Seminario de Jazz, Foro de Profesores impartido por la Juilliard School of Music…) y clases de pianistas como Fabio Miano o Juan Galiardo, y de modo propio un inabarcable turbión de consejos que su avidez de esponja absorbía con inaudita voracidad: basta oirle tocar el piano para advertir la cuantía y variedad de sus recursos.

En el ámbito de la música clásica ha dado infinidad de recitales con diferentes agrupaciones camerísticas —Cuarteto Indalo, Camerata Indálica—, colaborado con la Orquesta Ciudad de Almería (Amor Brujo de Falla, Concierto para clarinete, arpa y piano de Aaron Copland o Stabat Mater de Pergolesi o Concierto para piano y quinteto de Howard Brubeck), con la Banda Municipal de Almería en conciertos clásicos y de jazz (Symphonic Jazz Suite de Brescriscutto).

Su amor por la canción le ha llevado a realizar un amplio abanico del repertorio del lieder como la integral de Mozart o los de Alma Mahler, con especial atención a los de compositores como Schubert y Schumann. Además ha acompañado a diferentes cantantes, entre otros, las sopranos Cristina Bayón, María Jesús García, Noemí Pérez, Mayte Ordaz o a Luis María Paccetti. Y en la actualidad continúa acompañando a grandes voces de la lírica nacional, entre otros, al barítono José Julián Frontal o a la mezzosoprano Magdalena Llamas junto a quien realizó en 2014 uno de sus más relevantes conciertos, inaugurando el ciclo de música de la prestigiosa universidad de Alcalá de Henares. Y en el campo de la ópera organizó y acompañó en 2013 la producción de Don Giovanni de Mozart dirigida por Curro Carreres, uno de los grandes de la dirección escénica española.

Y proyecto colosal, titánico se diría, es en el que anda sumido: la interpretación de la integral de la obra de W. A. Mozart y cuyo cumplimiento ocupará, al menos, diez años.

Su pasión y dedicación por otras músicas como el jazz lo han llevado a tocar con grandes figuras como Jorge Pardo, David Pastor, Perico Sambeat, Ramon Cardo, Joaquín Chacón, Alfons Carrascosa, Francis Posé, Tomás Merlo, Francisco Blanco ‘Latino’, Tony Belenguer, y un interminable etcétera.

Formó parte de la Ual Jazz Band con la que participó en el XXI Festival de Jazz de San Juan Evangelista de Madrid (2002), mantuvo el cuarteto estable de hard bop con influencias danesas González/Mazuecos/Morente/Mortensen. Es director musical de la Dixieland Clasijazz,

Es miembro de la Clasijazz Big Band, con la que se han llevado a cabo, desde su creacción en 2010, programas de altura como Concierto Sacro de Ellington, Creaciones propias, estrenado justo en el V Aniversario de la banda, Epitaph de Charles Mingus, o realizado junto al maestro Lee Kontiz, por citar algunos. Codirigió con Bori Albero la Clasijazz Big Band Swing & Funk, de la que en la actualidad es director titular el saxofonista Mike Fletcher,

Trabajó en el Conservatorio Profesional de Danza de Almería durante cinco años, creando además músicas propias para coreografías. En la actualidad es profesor pianista acompañante de canto en el Real Conservatorio Profesional de Música de Almería.

Pasional amante de la música, su querencia le llevó a fundar en 2003 Clasijazz o, si quieren, la Fundación Indaliana para la Música y las Artes (FIMA), activista infatigable, promotor de las más osadas aventuras, dispuesto a afrontar cualquier música —música solo hay una— desde ámbitos tan, en apariencia, distantes como la clásica, el bolero, el jazz, la bossa, o la música experimental de libre interpretación. Conversador pertinaz los afters mudan en una suerte de aula callejera donde los límites los pone la estrechura del reloj. Y a uno se le antoja que tiene el corazón partío entre Schubert y Bill Evans.

La Fundación Indaliana para la Música y las Artes, de la que Pablo es indicutible alma mater, recoje todo un complejo cultural autosuficiente que alberga un club de música clásica y jazz donde actúan artistas internacionales, mantiene una orquesta sinfónica residente, tres big bands —Clasijazz Big Band, Clasijazz Big Band Swing & Funk y Little Clasijazz— y realiza una protéica labor de difusión cultural por todos los rincones de la geografía nacional y cuyo modelo de financiación y la trascencia de programación y dirección artistica es en la actualidad referente y fuente de inspiración para numerosos colectivos internacionales.

En íntimo contacto con músicos nórdicos, con quienes colabora con frecuencia, y se lleva a cabo el interesante ciclo JazzDenmark, es responsable de organizar el Ciclo de Conciertos Internacionales, su persistencia —capaz de meter al diablo en misa mayor— ha conducido hasta esta sala a figuras como Eric Alexander, Ignacio Berroa, Joe Lovano, Grant Stewart, Pierre Dørge, Enrico Pieranunzi, Martin Andersen, Joe Magnarelli, Perico Sambeat, Jim Rotondi, Dorantes, Diego Amador, Kenny Werner, Barry Harris, Lee Konitz, Gary Bartz, Brad Mehldau, Fred Hersch, Sheila Jordan o Benny Golson, por citar solo a algunas leyendas.

Además organizó el Festival Internacional de Niños, Jóvenes y no tan jóvenes durante todas sus ediciones creando en 2011 la Orquesta Joven Nacional de Jazz de España (Joven Big Band Nacional de España).

Bori Albero (contrabajo)

Bori Albero (Girona, 1982) Estudió contrabajo en el Conservatorio de Girona, compaginado con el bajo eléctrico en el Taller de Músicos de Banyoles. Después estudió en la ESMUC (Escuela Superior de Música de Catalunya) en el Área de contrabajo jazz con profesores como Mario Rossy u Horacio Fumero. Además, recibió clases privadas de Javier Colina.

De familia muy musical, su hermano Roc es trompetista tocando en diversas formaciones y dirigiendo su propio cuarteto, y Marina es multiinstrumentista, toca el piano (en su trío), vibráfono y el salterio (música étnica), del que es auténtica virtuosa, y Bori al que ya conocen, contrabajista de toda clase de música, y de quien se dice que la “música y él son la misma cosa”.

Junto a Roger Mas, Albert Cirera, Alfred Artigas y Juanma Nieto, formó el quinteto Proyecto Zero, con el que actuó de en festivals de jazz de España, ganando el Premio al mejor grupo en el Concurso Nacional de Jazz de Salamanca. Ha formado parte del trío Among 3 y ha colaborado con músicos como David Mengual, Jon Robles, etc. En la actualidad forma parte de relevantes formaciones de la escena jazzística nacional, entre otras, The Buildbuncher.

Se le puede escuchar en grabaciones con intérpretes reconocidos del panorama nacional como Roger Mas, Jaume Llombart, Julián Sánchez, Enrique Oliver, Marina Albero, Arturo Serra, Joan Monné, David Xirgu y un largo etcétera.

En la actualidad reside en Almería, colabora con la asociación cultural La Guajira, es socio de Clasijazz, miembro de la Clasijazz Big Band, de la que es codirector y forma parte de la sección rítmica de la sala Clasijazz junto a Pablo Mazuecos y Miguel Canale. Y como contrabajista sideman de primer nivel acompaña a figuras de la talla de Barry Harris, Dado Moroni, Olivier Antunes, Arturo Serra, Vince Benedetti Sheila Jordan o Lee Konitz con quien ha participado en la grabación de un álbum —junto a Ramón Prats y Marco Mezquida— para el sello Clasijazz Records de próxima edición.

Miguel Canale (batería)

Miguel Canale (Montevideo, Uruguay, 1965): Batería, percusión. Su primer contacto con el instrumento ocurre a los 3 años. En breve, este “juguete” se convierte en su preferido y de allí en más, los tambores serán compañeros inseparables.

Durante su período universitario, colabora con varios solistas y grupos de fusión en los cuales el “candombe” (ritmo popular afro-uruguayo) y la “murga” (prima hermana de la chirigota gaditana) constituyen la base rítmica.

La proximidad de su tierra con el Brasil y sus repetidos viajes a las diferentes regiones de este país determinaron su especial predilección e interés por esta música.

Su formación ha sido siempre autodidacta e incluye un vasto numero de workshops y masterclasses con grandes profesionales del instrumento: Jorge Rossy, Ignacio Berroa, Salvador Niebla, Ramón Prats, Martin Andersen y Gonzalo del Val entre otros.

Es su condición de arquitecto la que en el 2004 lo lleva hasta Almería, donde hoy trabaja como diseñador en su propia firma.

En 2006 y recién formado, el grupo de bossa nova y música popular brasileña Color Brasil (García-Granados-Balastegui-Sorensen) le brinda la oportunidad de reencontrarse con el instrumento y estrenarse en la escena local.

Ya con Clasijazz como punto de encuentro comienza a interactuar con otros músicos y participar en diferentes grupos: Fugazz Quartet, Andrew McNicholas (varios) y Luis Sánchez, Pepe Viciana (varios), Pablo Mazuecos (varios) y Diego Cruz quinteto entre otros

Hoy y como parte de la sección rítimica del club, junto a Mazuecos y Bori Albero, ha acompañado numerosas voces solistas y formado parte de proyectos jazzísticos junto Antonio Gómez, Antonio González y Mike Fletcher. Y crucial es su labor en el desarrollo del ciclo Un artista o un disco puesto a punto por Clasijazz Quintet del que forma parte.

Nota: Este texto aparece publicado en la web del Instituto de Estudios Almerienses (Diputación Provincial) como documentación de Las tardes del IEA. El Jazz en Almería que tendrán lugar el jueves 3 de octubre de 2019

http://www.iealmerienses.es/Servicios/cmsdipro/index.nsf/fiestas.xsp?p=iea&documentId=1E85C0289C95841EC1258438002D3716

© José Santiago Lardón ‘Santi’ (2019)

Related posts

Post a Comment